Viernes 27 de Enero de 2023

Hoy es Viernes 27 de Enero de 2023 y son las 15:16 - Samanta Schweblin. La premiada escritora argentina capaz de alterar las emociones de los lectores / Trasladan a Pedro Castillo a la prisión donde se encuentra el expresidente peruano Alberto Fujimori / El Salvador completa recompra de bonos con vencimiento en 2023 y 2025 / Arte y buen café: La historia del barista que dibuja sobre la espuma y es furor en las redes / Hombres armados secuestran a más de 30 migrantes tras disparar contra el bus que los trasladaba en México / Timberwolves se sostienen y vencen por 121-115 a Pacers / Holiday y Giannis lideran a Bucks en triunfo sobre Kings / Cristina Kirchner, condenada: el fallo de la causa Vialidad y el minuto a minuto en vivo / Un gato irrumpió en la conferencia de prensa de Brasil y la reacción del cuerpo técnico causó indignación / Constelaciones circulares: la práctica que ayuda a conectar con el otro y destrabar manejos inconscientes / Banchero y el Magic superan a Clippers en tiempo extra / Con ayuda de Irving y Durant, Nets superan a Hornets 122-116 / Rodrigo De Paul está en duda para el partido del próximo viernes ante Países Bajos / Biodecodificación: claves para reprogramar viejos patrones mentales y alcanzar nuevas metas / Un equipo contratado por los abogados de Trump encuentra nuevos documentos clasificados en Florida, según medios / Raptors superan a Lakers sin LeBron James y Anthony Davis / Knicks aplastan por 113-89 a los Hawks que pierden a Murray / Colombiano Pereira campeón de única liga sudamericana que se juega durante el Mundial / Efemérides del 8 de diciembre: ¿qué pasó un día como hoy? / Petro respalda "inédito" proceso de paz entre dos pandillas colombianas /

ACTUALIDAD

13 de octubre de 2018

Chequeado: las “malezas” pueden aumentar el rinde de algunos cultivos

Dentro de los múltiples factores que modifican el rendimiento de los cultivos de los cuales se obtienen semillas o el fruto completo, la polinzación reviste particular importancia en aquellas especies que requieren de un vector para fecundarse. Hasta el momento se ha considerado que las abejas melíferas podrían cumplir ese rol, sin embargo, un grupo de investigadores realizó un trabajo que pone en duda esta hipótesis y proponen conservar hábitats naturales para los polinizadores silvestres.

Un estudio realizado por investigadores de distintas partes del mundo ha puesto en crisis la teoría de que la “fertilización floral” pueda ser satisfecha por polinizadores incorporados por el hombre en los sistemas productivos y reivindica el rol de los polinizadores silvestres, los cuales requieren de particulares características paisajisticas para poder desarrollarse.

 

Los autores señalan que durante mucho tiempo se consideró que las abejas melíferas podían garantizar la polinización independientemente del aporte de los polinizadores silvestres.  Sin embargo, estudios recientes demuestran que a pesar del incremento en el número de colmenas a nivel mundial, ese crecimiento no garantiza una efectiva polinización de todas las especies dependientes. Entre las principales razones para sostener esta teoría señalan que:

  • La demanda de servicios de polinización agrícola crece cada vez más en relación con la oferta, debido a que el área destinada a cultivo dependientes de polinizadores supera el crecimiento en el stock de abejas.
  • Además, si bien el número de abejas ha aumentado, lo ha hecho de manera desigual entre los países y dado que la polinización es un fenómeno local, el crecimiento heterogéneo probablemente tenga consecuencias desiguales para la polinización agrícola entre (y dentro) de los países.
  • Por otro lado, los investigadores señalaron que en la mayoría de los países las abejas se crían principalmente para producir miel y no se utilizan estrategicamente para la polinización.

Si consideramos que los cultivos altamente productivos florecen de manera intensiva por períodos breves, las comunidades polinizadoras residentes difícilmente puedan satisfacer los requisitos para la fertilización floral.  De hecho, la escasez de polinización ocurre con frecuencia incluso en comunidades de polinizadores no degradados y en ecosistemas naturales, al igual que los cultivos pueden ser limitados por nutrientes en suelos no degradados.

Los científicos consideraron que la apicultura suele utilizarse más como un servicio ecosistémico que un insumo agrícola intencional y señalaron que en aquellos lugares donde se cultiven especies dependientes de polinización, reviste de crucial importancia la conservación de áreas donde los polinizadores naturales puedan desarrollarse. 

“Dado que muchos polinizadores tienen nidos fijos en tierra o en troncos, en sitios naturales o seminaturales, y que su vuelo les significa gasto de energía, comúnmente prefieren visitar flores cerca de su nido. Compilando datos de dieciocho especies cultivadas, se ha estimado que en promedio una flor ubicada a 600m de un hábitat natural o seminatural recibe la mitad de visitas que una flor lindera con dicho hábitat” señaló un artículo publicado por algunos miembros del trabajo citado anteriormente.

Es así como algunas especies consideradas “malezas” podrían indirectamente aumentar el rendimiento de los cultivos, si se considera que en ellas los polinizadores silvestres podrían desarrollar su ciclo, o al menos una parte de él.

Para promover la diversidad y abundancia de polinizadores silvestres los científicos destacan que “hay que tomar medidas para proveerles alimento” es decir flores, e incluso se deberían ofrecer hábitats específicos de apareamiento y de nidificación al alcance de su vuelo, señalando que “a escala zonal, los servicios de polinizadores silvestres varían según cantidad, calidad y disposición espacial de los hábitats”.

“La promoción de la polinización mediante la conservación del medio natural favorece al mismo tiempo otros servicios brindados por la vida silvestre, como el control biológico de plagas, la protección de cursos de agua, la fijación de carbono atmosférico y la preservación de la biodiversidad” destacaron los investigadores.

 

Si bien, es cierto que fomentar áreas donde se reproduzcan las “malezas” puede traer otro tipo de inconvenientes, un correcto manejo de estos espacios puede contribuir al rendimiento de los cultivos y al manejo integrado de plagas, sin ir en detrimento de un beneficio monetario.

 

COMPARTIR:

Comentarios