24 de noviembre de 2019

En la última década, en el campo se perdió empleo y el salario estuvo retrasado

De acuerdo una trabajo de investigación llevado a cabo por el Centro Interdisciplinario de Estudios Agrarios, que se encuentra en el contexto de la Universidad de Ciencia Económicas (UBA), la agricultura como la ganadería aumentaron su producción y su productividad, acrecentando la superficie sembrada hasta un 20% y subiendo un 7% el stock de cabezas en la década 2008/2018.

Sin embargo, la contracara de este crecimiento fue la disminución de la cantidad de personas empleadas que, para el caso de la agricultura los puestos de trabajo disminuyeron un 9,8%, mientras que en el caso de la producción vacuna la baja fue de un 9%

“Esta baja significa que, en promedio, una sola persona  se ocupó de 672 cabezas mientras que en 2008 atendía 542 animales”, sostuvo Bruno Capdevielle, economista del CIEA y uno de los autores de esta investigación, junto con Diego Fernández  y Juan Manuel Villulla.

El trabajo se desarrolló en en las cinco provincias de la región pampeana: Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe, Entre Ríos y La Pampa. En estas provincias, los investigadores sostienen que entre 2008 y 2011, los salarios reales de los trabajadores rurales estuvieron en promedio un 14% por debajo de la línea de pobreza de la región. 

Este trabajo de los técnicos se transformó en un libro, publicado recientemente, llamado “Los números rojos de la Argentina Verde”.

“La publicación intenta superar los prejuicios de ‘la grieta’, apuntando a un balance crítico y fundamentado de dos ciclos políticos distintos”, dijo Villulla , durante la presentación de los resultados. 

A esto agregó que, “preocupa que más allá de los éxitos productivos, las novedades tecnológicas y los distintos ciclos políticos, el modelo agropecuario en la zona pampeana mantenga una dinámica excluyente que afecta sobre todo a empleados y a pequeños y medianos productores, que son la mayoría en el campo”.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios